El oliva en Italia, Grecia y Francia

Olivar en Provence (Francia)

La capacidad productora de estos países es muy inferior a la española. Sin embargo, ahora que la demanda de aceite de oliva está creciendo en todo el mundo, la competencia entre países y marcas se hará más pronunciada, ¿Qué puesto ocupan en el ranking de producción mundial, cuáles son sus zonas de cultivo, o sus variedades de aceituna ? Estas son algunas de cuestiones que tratamos en este artículo.

Italia

Es el segundo productor de aceite de oliva del mundo, después de España y el primer exportador de aceite de oliva envasado. Para hacernos una idea, los aceites italianos envasados representan el 74% de la demanda de Estados Unidos, el 72% de la canadiense, y el 59% de la japonesa. Estos datos demuestran el por qué en el extranjero se identifica Italia con aceite de oliva.

Los italianos consumen un 40% de aceite de oliva virgen extra, un 50% de aceite de oliva mezcla de virgen y de refinado y un 10% de orujo de aceituna. Actualmente tiene 19 Consejos Reguladores de Denominaciones de Origen Protegidas de aceite de oliva virgen extra.

Las provincias oleícolas más importantes de Italia son Apulia y Calabria que concentran casi el 70% de la producción total del país. Sicilia representa el 8,1%, Toscana el 2,8% y Lacio el 4,3%. Cuenta con numerosas variedades de aceituna para la elaboración de aceite de oliva.

El aceite de Toscana tiene fama de estar entre los mejores aceites de oliva virgen extra, aunque algunos cocineros prefieren el de Umbría, Veneto o Liguria, que son más delicados. Los aceites del sur son fuertes y con un sabor más intenso.

Grecia

Es el tercer país productor mundial de aceite de oliva con el 15 % de la producción mundial, después de España e Italia. Sin embargo, los griegos son actualmente los mayores consumidores de aceite de oliva virgen de la Unión Europea y tambien del mundo, registrándose un consumo medio por habitante y año de 21 kg con una cuota de mercado del 51 por cien (en el mercado heleno de aceites vegetales).

El cultivo del olivar se practica en 50 de los 54 municipios del país. Sin embargo, la producción está concentrada en el Peloponeso y Creta, – llamada la isla de los olivos-. Las principales variedades de aceituna para la elaboración de aceite de oliva son “Koroneiki” que supone el 50-60% de superficie olivarera del país, “Mastoidis” y “Adramitini”.

La famosa aceituna “kalamata” se destina a aceituna de mesa.

Las aceitunas para la elaboración del aceite se recogen preferentemente en otoño, cuando todavía están verdes. A los griegos les gusta consumir aceites muy frutados con un toque de amargor.

Francia

Es el quinto país olivarero de la CE, después de España, Italia, Grecia y Portugal y el séptimo del mundo. Los franceses dicen que su producción es voluntariamente limitada ya que prefieren centrarse en la calidad y en el sabor del fruto. Para hacernos una idea de su capacidad productora, comentar que un solo productor en Andalucía produce más que toda la Provenza junta.

Su objetivo es producir casi en exclusiva aceites de oliva virgen. Hay que subrayar que el 98% del consumo es virgen extra y aunque su producción solo cubre, -según el Consejo Oleícola Internacional (COI) , el 3,5 % de la demanda francesa, cada vez son más numerosas las tiendas especializadas en la venta de aceites de oliva virgen procedentes de todas las zonas del mediterráneo.

La producción está concentrada en la regiones del Midi ( Languedoc- Rosellón y Provenza) . “Le Var” es el primer departamento oléicola francés con cerca del 22% de olivos plantados. Entre 1988 y 1996 en esta zona se han plantado 52.000 olivos. Hay que recordar que en 1956 el Midi sufrió una helada mortal que acabó con 6 millones de olivos. Actualmente tiene 5 Consejos Reguladores de Denominaciones de Origen de aceite de oliva virgen extra.

Las principales variedades de aceituna para la elaboración de aceite de oliva son la “Tanche” , la “Picholine” y la “Bouteillan”. La “Salonenque, la “Verdale”, “Aglandeau” y la “Lucques” aceituna verde procedente de Toscana tienen una menor implantación, pero no por ello son menos importantes. Entre los aromas de estas variedades hay que destacar: almendra seca, alcachofa, cacao para la variedad “aglandeau” y trufa vainilla.


Sabormediterraneo.com

COMPARTIR